liquidacion-de-deudas

Liquidación de deudas

25/03/2021 | DEUDAS

El proceso de liquidación de deudas personales debería ser uno de los objetivos prioritarios que se deben tener dentro de nuestro recorrido financiero. ¿Qué piensas al escuchar liquidación de deudas?

El término en sí puede resultar engañoso, o demasiado bueno para ser verdad, ya que la palabra “liquidación” se refiere a que la deuda simplemente desaparece, por lo que nos podemos imaginar que las dos partes involucradas en el proceso de saldar una deuda aceptan amigablemente un trato y la esta desaparece, pero ¿Es así?

 

Desde Repagalia te lo contamos…

 

¿Qué es la liquidación de deudas? Todo lo que necesitas saber

 

La liquidación de deudas consiste en una opción de alivio, que le permitirá al deudor liquidar o saldar una deuda por una cantidad inferior al total acordado principalmente en la negociación.

 

Te lo explicamos…

Todo esto quiere decir que el prestatario paga una suma inferior a la que en realidad debe, por lo que el prestamista no le pide el dinero restante ni habrá más llamadas de cobro o amenazas de avisos judiciales.

 

Llegado a este punto te preguntarás ¿Cómo se inicia el proceso?

Este proceso se realiza a través de una oferta al acreedor, prestamista o compañía de cobranza por un porcentaje de la cantidad adeudada, después de la negociación, se llega a un acuerdo de conciliación, en el que ellos acuerdan liquidar el saldo restante en la cuenta a cambio de un pago parcial; pero iremos explicado más detalladamente el proceso.

 

 

¿Cuándo podré recurrir a la liquidación de deudas? Aquí lo encontrarás

 

Está claro, que si un deudor activo se mantiene al día con sus pagos, iniciar este proceso de liquidación de deudas no cobraría sentido alguno. Sin embargo, este tipo de alivio financiero se ve más comúnmente con las deudas que ya están atrasadas debido a la falta de pago. Esto puede incluir:

  • Deudas de tarjetas de crédito ya declaradas incobrables

  • Cuentas en colecciones, incluidas deudas impagas, servicios públicos, planes de móviles y facturas médicas

  • Préstamos privados para estudiantes

  • Impuestos atrasados ​​adeudados al Servicio de Impuestos Internos

 

Debemos tener en cuenta…

Cuando nos referimos al proceso de liquidación de deudas, y nos preguntamos ¿Cómo iniciar el proceso? ¿Lo puedo hacer sin ayuda?

Está claro, que no es un procedimiento sencillo ni inmediato, sino que el deudor se arriesgará para intentar obtener una estabilidad financiera.

Por lo tanto, es importante ponerte en manos de profesionales que te asesoren y lleven por el buen camino, aunque si solo cuentas con una deuda pendiente para arreglar, podrías tomarte la negociación por ti mismo. A menudo esto no es así, y se requerirá de un programa de liquidación de deudas.

 

Ventajas e inconvenientes de la liquidación de deudas

 

Antes de que comencemos a explicar el funcionamiento del proceso, debemos advertirte de las ventajas e inconvenientes que como deudor que le gustaría utilizar este método para la liquidación de deudas, te encontrarías a la hora de someterse a ella. Ya que este, como cualquier otro proceso financiero, requiere de un análisis previo de tu situación económica para ver si se ajustaría a tus necesidades. Comencemos…

 

Como hemos explicado anteriormente, cuando escuchamos “liquidación de deudas” puede resultarnos un método demasiado bueno para ser cierto, pero realmente tiene sus ventajas:

 

  • Te permitirá liquidar tus deudas por una cantidad menor a la suma indicada al principio de la negociación

  • El proceso podría salvarte de entrar en la bancarrota

  • Una vez aceptado el acuerdo por las dos partes, no continuarán las llamadas de cobro o amenazas de avisos judiciales

  • Proceso que te permitirá un gran alivio como deudor que no puede hacer frente a los pagos

  • Capacidad y mayor estabilidad para poder iniciar otros proyectos

 

Pero… como todo proceso tiene sus inconvenientes, que muchas veces no constituyen un impedimento, si nuestra situación personal se adata al proceso financiero

 

  • Es un procedimiento largo, dependiendo la situación personal de cada solicitante. Si buscas inmediatez, este no es un sinónimo que defina al proceso de liquidación de bienes, ya que muchas veces puede durar hasta los tres años

  • Si decides realizar la liquidación de bienes, el dato permanecerá siete años en el reporte de crédito

  • Realiza el proceso con profesionales, hay muchas compañías que deciden aprovecharse de una situación delicada de los deudores

  • Tendrás que abonar un porcentaje a las compañías de liquidación de deudas, hay tarifas añadidas

  • Es un proceso que no siempre está asegurado

 

Iniciamos el proceso de liquidación de deudas, allá vamos

 

Primeramente, y como es de entender, el mejor escenario en el que nos podríamos encontrar para la liquidación de nuestras deudas, es cuando ya disponemos con el dinero disponible para hacer la oferta al prestatario. Esto podría darse si, por ejemplo, obtenemos dinero de una sentencia judicial, la venta de un activo u otro tipo de ganancia inesperada, con la que podríamos sacar provecho y utilizar ese dinero para saldar las deudas pendiente.

Pero, como es de esperar, en la mayoría de los casos, la situación no se presenta tan favorable a la hora de iniciar un proceso de esta importancia.

Una vez decidamos iniciar el proceso, debemos tener en cuenta las opciones que tenemos:

 

  • Podemos preferir ponernos en contacto con una empresa de liquidación de deudas para negociar en nuestro nombre, tendríamos que abonar una cantidad, pero caminar con profesionales es más sencillo

  • Negociar la liquidación de deudas por cuenta propia

  • Trabajar con un abogado especializado en liquidación de deudas con licencia estatal, que también supondría un gasto añadido

  • Responder a una carta de liquidación de deudas de un colector

 

En términos generales, es una situación que evitaremos poner en riesgo, por lo que ponernos en contacto con una empresa de liquidación de deudas para negociar en nuestro nombre, es la opción más recomendada y utilizada. Así funciona el proceso:

 

Te lo contamos…


Para empezar, debes contar con ciertos fondos disponibles para lograr hacer una oferta, aunque sea inicial, para que la liquidación de deudas pueda tener un comienzo.

 

  • Posteriormente, su equipo de negociación de deudas, contactarán a cada acreedor, prestamista o cobrador, para informarles de las intenciones y hacerles una oferta de liquidación inicial

  • Ten en cuenta que como ya mencionamos anteriormente, podrá ser un camino con algunos vaivenes e inconvenientes, ya que se trata de llegar a un acuerdo conjunto

  • Una vez que el acuerdo esté en vigencia, se realiza el pago, generalmente como una sola suma global

  • Después de recibir los fondos, ellos se encargan de descargar el saldo restante en su cuenta

  • La cuenta se cerrará y el acuerdo se informa a las agencias de crédito

 

El proceso finalizará, aunque en su reporte de crédito permanecerá durante siete años que ha decidido acogerse a la liquidación de deudas.

¿Qué te ha parecido el proceso?, ¿Piensas que se adapta a tus necesidades?

Puedes ampliar tu información y conocer más alternativas aquí

 

 

Escribe tu comentario



Repagalia
Lo mejor para valorar tu caso personal es que nos dejes tus datos de contacto a través del cuestionario de la web en www.repagalia.com o que nos llames gratuítamente al teléfono 911 87 92 32 para poder darte el asesoramiento personalizado. Gracias.
2021-03-30 17:31:17
J. P
Me podrían dar más info, porfa?
2021-03-30 17:28:15